De s’Esglaieta a Establiments

20141111_140813_1024x614

Distancia 11,8 kilómetros.
Tiempo 3 horas.
Altura máxima 154 metros.
Altura mínima 95 metros.
Desnivel total 300 metros.
Circular si
Dificultad Fácil.

La ruta sobre mapa topográfico.

Integrantes: Maria del Prado, Silvia y Miguel.

Descripción:

La ruta de hoy mas que senderismo es un sencillo y agradable paseo que discurre muy cerca de Palma. Parte de s’Esgleieta, en la carretera de Valldemossa, pasa junto al Parc Bit, y concluye en Establiments, pasando por Ses Rotgetes de Canet y el camí de Son Mallol.

Toda ella transcurre por camino bueno de seguir y sin demasiado desnivel, por lo que la recomiendo para toda la familia, está muy cerquita de Palma. Tenemos varias opciones para realizarla, hacerla solo de ida utilizando dos vehículos, ir y volver en autobús, o como nosotros hicimos, un coche y haciéndola de ida y vuelta por el mismo recorrido.

Empezamos este paseo en s’Esgleieta, llogaret perteneciente a Esporles cuyo nombre deriva del antiguo diminutivo de ‘esgleya’, que significa ‘iglesia’. Su historia está ligada a las monjas franciscanas de Santa Clara.

La congregación se instaló por primera vez en Mallorca en el Puig de Santa Magdalena
de Inca, en el año 1491. En 1515 se trasladaron al término municipal de Esporles y construyeron un nuevo convento y una pequeña iglesia, conocida por s’esglesieta, que derivó en el actual topónimo de s’Esgleieta.

dsc01376_1459x1094

Al estar rodeado de olivos, elmonasterio fue conocido como Nostra Senyora de la Concepció de l’Olivar. En 1549 las franciscanas se trasladaron a Palma, y con ellas se llevaron el nombre del convento, aunque en el lugar escogido inicialmente, frente a la iglesia de Sant Miquel, en lo que hoy es el Mercat de l’Olivar, no hubiera ni un olivo. La actual construcción, fechada en 1974 –su actual rector es Antoni Mercant (teléfono 616099751)–, tiene dos lápidas en uno de sus muros laterales del exterior: uno de ellos
recoge los Goigs a Llaor de Nostra Dona Santa Maria d’Olivar de S’Esgleieta; el otro da fe de uno de los tres milagros atribuidos a Catalina Thomàs aprobados por la Santa Sede de Roma para la Beatificación en 1792:

“A Son Termens ha baixat
Sor Tomassa Catalina
i li diu a u nin baldat
aixequet i be camina”

Los primeros pasos del paseo se harán por asfalto. Desde la Plaça de l’Església caminamos por la carretera Palma/Valldemossa en dirección a Ciutat. Lo hacemos por la izquierda de la vía. A poco más de cien metros, en una ligera curva, cogemos
la vieja carretera de Valldemossa. Lo hacemos para evitar el tramo hasta la rotonda, ya que los márgenes se estrechan y puede resultar peligroso. A nuestra derecha observamos la entrada a la finca de Son Tugores, una de las possessions más
importantes de Esporles, con unos bellos exteriores, clastra, dos terrazas posteriores con preciosas vistas y una sala interior de estilo rústico forrada de piedra. La carretera vieja pasa por un puente, el que procede de Esporles, el Torrent de Sant Pere, y nos deja en la rotonda. A nuestra izquierda se levanta una antigua fábrica de papel, hoy abandonada. Frente a nosotros se ubica un restaurante.

dsc01353_1459x1094
Seguimos en dirección a Esporles–La Granja y a pocos metros deberemos torcer a la izquierda por un camino asfaltado que sube ligeramente (39º 39’ 17.49’’N / 2º 38’ 21,61’’E). Este camino, el primero que encontramos desde que partimos de la rotonda, tiene a la derecha una pared seca, con jóvenes cipreses, y a la izquierda un campo de
almendros y algarrobos. El camino pronto se convierte en camino de carro y acentúa la subida. Un poco más adelante, dejamos a la izquierda unas cases y nos orientamos hacia Ses Rotgetes de Canet. Llaneados unos metros, observamos a la derecha la imagen de una casa rural en ruinas que contrasta con los chalés de las colinas de la urbanización.

dsc01355_1459x1094 dsc01357_1459x1094

SES ROTGETES DE CANET
Una breve subida, con algunas rocas desnudas, nos conduce hasta uno de los viales que forman las calles de Ses Rotgetes-Jardín de Flores. La población de esta urbanización se acerca a los mil habitantes, aproximadamente un 17 por ciento
de la población total del municipio de Esporles.

dsc01358_1459x1094

Según llegamos al vial (el XIV) giramos hacia la izquierda y seguimos hasta el final. Esta calle, en la que se encuentran modernas residencias como Casa El Bierzo o Ca’n Vidal, enlaza con la Avinguda Ses Rotgetes, en el número 28. Salimos de la
urbanización en este punto, por un camino tomado inicialmente por los escombros y el agua del alcantarillado.

dsc01375_1459x1094 20141111_135430_1024x614

Franqueado un portillo entramos en la propiedad de Son Mallol. Un cartel nos advierte de la prohibición de hacer fuego y picnics, dejar basuras y soltar perros. La vegetación crece. Pronto se nos abre una nueva panorámica, con la serra de Na Burguesa al fondo y la cantera de Establiments más próxima. A nuestra derecha podemos contemplar un campo de viñedos y una gran charca para animales; detrás, una ladera deforestada con marges, junto a la casa de Son Mallol. En esta possessió se encuentra la Cova de Son Mallol. Fue descubierta en 1962 y consta de dos entradas que permiten el acceso a un conjunto de salas de unos 200 metros de recorrido. Se hallaron restos
de mamíferos, aves y materiales pretalayóticos, como un pequeño puñal de bronce.
dsc01359_1459x1094 dsc01369_1459x1094 dsc01364_1459x1094 dsc01365_1459x1094

2. Son Mallol

Enseguida llegamos a una encrucijada de caminos. El de la derecha conduce a Son Mallol y el  de la izquierda al Parc Balear d’Innovació Tecnològica, el Parc BIT, un proyecto impulsado por el Govern con el propósito de servir de plataforma para implantar y desarrollar la sociedad de la información en Balears. Uno de los objetivos del Parc BIT es dotar al parque de toda una serie de actividades que ayuden a sus usuarios a conciliar la vida personal y laboral con las actividades lúdico-deportivas.

dsc01373_1459x1094 20141111_141042_1024x614

En este marco de acción se ha creado el proyecto SportBIT, que ofrece 123 rutas para practicar diferentes deportes al aire libre, entre ellos el senderismo (más información en la página web http://www.parcbit.es). Situados de nuevo en la encrucijada, el camino de la
derecha es el de Son Mallol propiamente dicho, pero al redactarse esta guía permanecía cerrado con barreras en este punto, por decisión de sus
propietarios: Arthur George Whieldon y James Dunn.

Gracias a la iniciativa de la Associació de Veïns de Establiments, recordando que este
camino, como el de Son Berga, han sido públicos durante generaciones, el ayuntamiento de Palma inició el expediente de recuperación del derecho de paso.

Así las cosas, nuestra ruta, de momento, continúa recto, entre alambradas, por una finca alquilada. Los colegios Aixa y Llaüt quedan a nuestra izquierda. El camino, convertido en pista, atraviesa un curso de agua y gana algo de altura, ofreciéndonos bellas vistas del valle. Franqueamos otro portillo y seguimos por el camino de la derecha, ya que el de la izquierda nos llevaría a uno de los edificios del Parc BIT.

Continuamos entre campos de almendros y en unos minutos entramos de nuevo en asfalto, a la altura de la entrada a Son Mallol. Dejamos a la derecha las barreras y torcemos a la izquierda, en dirección a la carretera que une Establiments con Esporles.

Según llegamos a la carretera, Esporles nos queda a unos tres kilómetros, en sentido derecha, mientras que Establiments se sitúa ya muy cerca, a nuestra izquierda. Ahora debemos coger el Camí del Forn del Vidre. A la izquierda se halla el forn de Ca na Margalida y a la derecha, Can Quesada.

3. Establiments

Por lo tanto, cruzamos la carretera y por el nuevo camino asfaltado que hemos tomado divisaremos pronto Establiments, a la izquierda. Pasado Ca na Sebastiana dejamos a la derecha un ramal, el Camí de Can Xiscos. Nuestra ruta pasa por al lado de Les Alzinetes, desde donde podremos observar el camino recorrido: la ladera deforestada de Son Mallol nos servirá de referencia; detrás suya se levanta, a lo lejos, la serra d’Alfàbia y el penyal d’Honor. Un poco después conectamos con la carretera que lleva
al cementerio del pueblo y a Son Sarrià, desde donde se puede subir a Es Verger y de allí bajar a Esporles, aunque este recorrido no entra en este itinerario.

Giramos pues a la izquierda en busca de la plaça del Rutló, a la que llegaremos
por el Camí de Sarrià y donde daremos por concluida, en el caso de que hayamos optado por la combinación de dos vehículos, esta suave excursión. En la citada plaza  encontraremos farmacia, bar, un Llar de Persones Majors, un forn y una parada de autobuses.

20141111_151156_1024x614

Fuente: Diario de Mallorca.

Para descargar la ruta para el GPS “pincha” aquí encima.

Imágenes de la ruta por satélite:

1